El Estrugensen fue una de las principales atracciones

La Avalancha, el Estrugensen, la Góndola Salpicona y un extraordinario espectáculo de magia, entre otras atracciones, fueron el marco del convivio navideño para el equipo de colaboradores de la Universidad Francisco Marroquín.

A las 7:00 de la madrugada del 9 de diciembre de 2004, la despedida estuvo a cargo del tesorero Ramón Parellada, quien acudió al campus a desearle feliz viaje y feliz Navidad a toda la familia de la UFM.

Al llegar al parque de diversiones Xetulul, el equipo fue recibido por el rector Giancarlo Ibárgüen S. y por el secretario general Ricardo Castillo A.  Las palabras de bienvenida y el mensaje navideño estuvieron a cargo del Rector y también del fiduciario Angel Roncero.

En el parque los participantes en el convivio se dispersaron en grupos para ser agitados, arrastrados, empapados y revolcados de acuerdo con sus preferencias en los distintos juegos. La permanencia en Xetulul concluyó con un almuerzo italiano;  y una variedad de mimos y magia, en el teatro del lugar.

Al salir de Zapotitlán, donde se encuentra el parque, se efectuó la rifa de obsequios en cada bus.  Más tarde, poco antes de llegar a Escuintla, la caravana de buses fue detenida en la carretera por la tradicional atorazón; misma que fue aprovechada para que todos se despertaran y siguieran comiendo.  Cada bus se defendió como pudo; pero el bus 2 fue amenizado por la música de Rrrradio Rrrrrosa Maríiiia, la voz de la Cooosta Surrrrrr!; y también por bailarinas y cantantes diversos.

La excursión concluyó en el campus y fue recibida por el Tesorero.

Vea más fotos
aquí.