Parte del grupo en una actividad de cuerdas bajas

En conjunto con el Centro de Excelencia de la Universidad Francisco Marroquín, Nuria Martínez, gerente de Recursos Humanos de la empresa panificadora Bimbo, organizó un taller con diversas actividades para un grupo de 15 ejecutivos.

“Los participantes realizaron actividades de cuerdas bajas, principalmente relacionadas con los temas de confianza y de trabajo en equipo”, dijo Carla de Hess, directora del Centro de Excelencia.

Con el objetivo de expandir su “área de comodidad” comfort area, también realizaron una actividad de cuerdas altas en la que subieron a 30 pies de altura, en parejas, y caminaron por un tronco suspendido.

Al referirse al taller, los ejecutivos se refirieron a él como “dinámico, creativo y aplicable”, “bueno por la integración y el trabajo en equipo alcanzados”, y  ‘con un alto contenido de aprendizaje rápido y continuo”.

Más fotos
aquí.