La doctora Lori Wright, al centro, acompañada de Isabel y Mandy, del The Breakfast Show  
NewMedia

Los restos óseos son una de las principales fuentes de información sobre las sociedades antiguas; y en los últimos 30 años ha crecido dramáticamente el interés por el estudio de los restos óseos recuperados en los sitios mayas, al tiempo que se han introducido nuevos métodos de análisis. Estos fueron explicados por la antropóloga física Lori Wright, durante una conferencia impartida el jueves, 8 de mayo, en el Museo Popol Vuh de laUniversidad Francisco Marroquín.

Actualmente siguen vigentes los temas tradicionales de la bioarqueología maya, que incluyen preguntas sobre el porqué de la alta densidad de población que se ha registrado en las ciudades del período clásico, así como las posibles relaciones entre el estatus social la salud y la nutrición de sus pobladores.

En este campo, los estudios tradicionales se han basado en el diagnóstico de enfermedades por medio del examen físico de los huesos y la documentación de trastornos del desarrollo del niño. A los métodos tradicionales se ha sumado el análisis químico de los huesos, que nos informa de la dieta consumida por los individuos en vida, y que también puede determinar el origen geográfico de la persona. Los estudios recientes están llegando a tal punto, que será posible vislumbrar las historias de vidas individuas de los antiguos mayas en una manera mucho mas clara de lo que hasta hace poco se creía posible.

El jueves, 8 de mayo, antes de su presentación en el Museo, la doctora Wright participó en el programa de radio The Breakfast Show.

La doctora Lori Wright repasó los temas investigados actualmente en los restos óseos mayas, y las direcciones que llevarán en los próximos años. Ella es graduada en la Universidad de Chicago, la doctora Wright es catedrática en la Universidad de Texas A&M. Su tesis doctoral se basó en el estudio de los restos óseos de los sitios del área de Petexbatún y el río La Pasión, y posteriormente ha efectuado amplios estudios sobre los restos óseos de Tikal, Kaminaljuyú y otros sitios. Actualmente es una de las principales autoridades sobre el tema.