El lunes 18 de enero inició el curso de inducción al externado de los alumnos de la Facultad de Medicina, quienes han concluido exitosamente su formación preclínica e ingresan al 4º año de la carrera, período que comprende su formación clínica.  

Para dar inicio a esta etapa de su carrera, el Consejo de Facultad decidió darles un curso de inducción al externado, organizado por el Centro Avanzado de Simulación –CAS- a través de su Directora, Dra. Rosa Campos de Escobar, contando con la participación muy activa y entusiasta de alumnis de la Facultad y su organización Medical Leadership and Entrepreneurship Association –MEDLED-.

El Decano les dirigió unas palabras y concluyó con un acto muy significativo en donde los alumnos recibieron La Bata Blanca como símbolo importante del compromiso que adquieren al pasar al Área Clínica, en donde tienen a su cuidado a múltiples pacientes.

Al final de esta conferencia, los externos leyeron el siguiente compromiso:

“Yo, estudiante de medicina del 4° año de la facultad de medicina de la Universidad Francisco Marroquín, iniciando mi formación clínica y consciente de la enorme responsabilidad que este período conlleva, me comprometo a:

1- Poner mi máximo empeño por desarrollar la relación médico-paciente enmarcada en los principios de respeto y humanismo, velando siempre por el bienestar y  dignidad de mis pacientes.

2- Aprovechar al máximo este período de formación, utilizando todo mi conocimiento adquirido en ciencias básicas, a formular las preguntas clínicas en cada caso para llegar a la mejor  conclusión en el diagnóstico y tratamiento de mis pacientes.

3- Colaborar en equipo con todo el personal para facilitar el tratamiento de mis pacientes.

4-  Utilizar los insumos hospitalarios con objetividad y lógica, evitando el uso inapropiado y el gasto superfluo de los suministros.

5- Pensar, estudiar y dialogar, así como respetar la opinión de mis colegas acerca de la patología encontrada y su tratamiento.

6. Evitar el liderazgo negativo y mantener siempre una actitud positiva.

7- Mantener el secreto profesional y confidencialidad con mis pacientes.

8- Reconocer mis limitaciones y no efectuar procedimientos sin el conocimiento debido, y pedir ayuda y supervisión en caso necesario.

9- Comprender que el libro más importante de estudiar es el paciente que está en los servicios por los que rotaré, sea paciente  a mi cargo o  no.

Estando consciente de cumplir todo lo anterior, recibo esta bata como compromiso de la gran responsabilidad que adquiero como médico y que tengo en mis manos la salud y bienestar  de mis pacientes.”

El curso continuó con revisión de múltiples técnicas invasivas, electrocardiografía, auscultación cardiaca, venoclísis, punción lumbar y cardio-reanimación, entre otros. Se notó el entusiasmo de los alumnos por este nuevo período de su vida académica en la Facultad de Medicina.

Contacto:
Dr. Federico Alfaro
Decano 
medicina@ufm.edu

Guatemala, 22 de enero de 2016.