130520UFM RQuevedo.jpg

La revista Planos y Estilo publicó en su edición de mayo una ilustrativa biografía del decano de la Facultad de Arquitectura, Roberto Quevedo, un hombre para quien la arquitectura y la docencia siempre ha formado una parte integral de su vida.

Educado en prestigios institutos en los Estados Unidos de América, Roberto se introdujo a la arquitectura gracias a su tío, el arquitecto Peter Gieseman, quien le invitaba a trabajar en su oficina cada vez que venía a Guatemala de vacaciones y cuya pasión por sus diseños le inspiraban.

Una vez regresó a Guatemala fue invitado en 2000 por la Universidad Francisco Marroquín a impartir clases.

Roberto descubrió, desde sus estudios en la Universidad, que había encontrado una pasión por la enseñanza, siendo auxiliar de varios cursos. En la Universidad Francisco Marroquín encontró la oportunidad ideal para complementar esta pasión, y al mismo tiempo, dar algo de regreso al país, detalla la revista.

Cinco años después de iniciarse como profesor en La casa de la libertad, se le ofreció el puesto de decano, noticia que le sorprendió. Como jefe de la Facultad, se ha trazado la misión formar profesionales polifacéticos y completos que cuenten con una base académica amplia. También desea que los egresados sean emprendedores creativos, de conformidad con la filosofía que le dio vida a esta casa de estudios.

Para lograr tal cometido, la metodología de varios cursos va más allá del sistema tradicional y convierten al estudiante en su propia fuente del conocimiento, es decir, aprenden a aprender:

Entre los métodos de enseñanza, Quevedo comparte que a través de investigación y análisis, complementado con discusiones socráticas, permite que sus estudiantes puedan llegar a sus propias conclusiones. Es un sistema de estudio que ha venido implementándose en las mejores universidades del mundo, y desde hace algún tiempo en la Universidad Francisco Marroquín.

También se han esforzado en la Facultad para que los estudiantes cuenten con tecnología de punta en el campo de diseño, como el Taller de Fabricación Digital, para que su educación esté a la altura de cualquier otra universidad importante del extranjero.

Yo creo que es bien importante que nuestros alumnos nunca paren de aprender […] La única forma que se puede mantener uno a la vanguardia, es estando siempre dispuesto a aprender algo nuevo, explicó el decano a la revista.

Contacto:
Roberto Quevedo
Decano de Arquitectura
rquevedo@ufm.edu



.